Descrube 5 tips para cocinar más rápido que nunca

Publicado
Comentarios 0

Hay momentos en los que se puede cocinar tranquilamente una comida, saboreando una copa de vino mientras la música o un podcast suenan suavemente de fondo. Pero, al menos para mí, cocinar una comida suele ser una carrera contra el reloj para tener la cena en la mesa.
Me encanta ser eficiente y siempre agradezco los atajos que me ayudan a preparar, cocinar y limpiar un poco más rápido. Aquí tienes algunas prácticas para ahorrar tiempo que he aprendido a lo largo de los años.

Tómate un minuto para repasar mentalmente lo que vas a cocinar


Antes de empezar a cocinar, dedicar un minuto a pensar en lo que vas a hacer marca la diferencia. Si vas a preparar varios platos, puedes elegir lo que tarda más en cocinarse y el orden exacto de preparación y cocción, y ver dónde hay oportunidades de preparar cosas mientras se está cocinando otra cosa. Es mucho más eficiente tener un plan para que no te encuentres con ningún problema a la hora de cocinar como olvidarte de poner a hervir el agua.

Poner el agua a hervir inmediatamente


Pon esa olla de agua para hervir o cocer al vapor en el fuego lo antes posible para poder preparar mientras se caliente, no olvides de ponerle una tapa, ya que las tapas son ideales para acelerar los problemas. El agua hervirá más rápido y la comida tapada se cocinará también más rápido. Si tienes un hervidor eléctrico, también pueden ser útiles para calentar el agua rápidamente y así, ganar tiempo ya que mientras hierve, puedes hacer otras cosas necesarias para tu platillo.

Prepara los electrodomésticos y calienta el horno


Hay una razón por la que las recetas para el horno siempre comienzan con el calentamiento del horno. Enciende el horno incluso antes de sacar la comida o utiliza el ajuste de inicio retardado de tu horno para que ya esté encendido cuando entres en la cocina. Utilizar este tip para calentar el horno también acelerará las cosas, y siempre puedes volver a cambiar a la cocción normal una vez que se haya calentado. Otro tip, es sacar también cualquier utensilio de cocina o electrodoméstico que vayas a necesitar para no tener que andar peleando en medio de la receta. También puedes poner los ingredientes en la batidora mientras los mides y los preparas si ya están fuera.

Corta los alimentos en trozos más pequeños


Saltear es una de las mejores técnicas de cocción rápida porque las proteínas y las verduras se cortan en trozos pequeños, así que recuerda que cuanto más pequeños sean los trozos, más rápida será la cocción. La pechuga de pollo cortada en trozos finos se cocinará en cuestión de minutos, mientras que una pechuga de pollo gruesa y sin cortar tardará más tiempo en cocinarse. Por este motivo, procura cortar todo en trozos más pequeños y verás cómo terminarás de cocinar más rápido.

Limpia tus productos de forma eficiente


Recorta los productos primero si puedes, por ejemplo, quitando la parte superior de las hortalizas de raíz o cortando la lechuga, y lávalos después. Así hay menos que lavar y puedes lavar lo que necesites de una sola vez. Combinar las cosas en un colador para aclararlas también puede reducir el uso de agua. De esta forma aceleras el tiempo y gastas menos.

Autor
Categorías

Comentarios

Actualmente no hay comentarios a este artículo.

Comentarios

Escribe debajo tu comentario. Los campos marcados con * son obligatorios. Tienes que previsualizar tu comentario antes de enviarlo definitivamente.